May 03, 2017
Instax Mini 90 Neo, diseño retro para el artista que llevas dentro

Una de las Instax que más llaman la atención a todos los fanáticos de las instantáneas, no sólo por su diseño retro sino por sus funcionalidades, es la Instax Mini 90 Neoclassic. Su similitud con la réflex clásica y tamaño compacto – más o menos lo que mide una tarjeta de crédito- la hacen una cámara fácil de operar y transportar; con un look que causa sensación en sus tonos plata y negro.

Pero lo que la hace especial es su lente de 60mm capaz de captar objetos, desde 30cm de distancia. El visor óptico con el punto objetivo permite crear composiciones muy creativas, también cuenta con un contador que permite visualizar la cantidad de tomas que quedan en el cartucho activo.

La Instax Mini Neo 90 también incorpora muchas funciones digitales para lograr resultados únicos en las fotos, en sus diferentes modos de operación. Uno de ellos es el Modo Paisaje: que te permite tomar objetos lejanos, a más de 2 metros y medio de distancia

Por el contrario, con el Modo Macro, puedes tomar objetos pequeños u objetos que estén muy cerca con la perfecta nitidez que buscas.

Su Modo Fiesta permite que entre más luz ambiental creando fondos más luminosos, ideal para las noches con amigos.

 

El Modo Niños, es para captar sujetos de mucho movimiento como niños o mascotas y es muy efectivo aún en condiciones de poca iluminación.

Por último, los dos favoritos de nuestros Instax lovers: el Modo Bulbo que, como una cámara réflex, te permite mantener el obturador abierto por hasta 10 segundos, para captar imágenes tan extraordinarias como éstas:

 

 

Y el Modo de Doble Exposición que nos permite exponer la misma película en 2 imágenes diferentes para darnos ese efecto de “fantasma” en una fotografía.

  

 

La Instax Mini 90 Neo es un útil pincel y el mundo es tu lienzo.

Leonel Hernández